1° año de madrinas de Metafísica Gnóstica


Si es el deseo de seguir viviendo cómo un chela de la Luz, deberás ir perfeccionándote cómo un verdadero discípulo de la Luz. Para esto deberás y tendrás qué saber de los nuevos requisitos del grupo metafísico.

Para lograr esto, es importante seguir aplicando en tu vida el día de un chela, y tener muy en cuenta estas nuevas reglas qué se agregan al grupo, aplicándolo en el día a día contigo mismo, con la familia, amigos, grupos y personas en general.

Además de aplicar el día de un chela y los nuevos requisitos del sendero, para este cambio de actitud, deberían agregar en práctica del día a día, los cinco puntos del respeto y los cuatro puntos de un ser espiritual. Saber qué el yo puedo es parte de esta actitud, y ya no se deben aceptar o dar justificaciones, esto será para estar más en vibración cómo discípulo de la Luz.

La instructora qué esté frente del grupo, irá observando en el transcurso del año, y, con amor y respecto, se los irá haciendo saber, cuando uno de los integrantes no cumplan con estás reglas o requisitos.

Cumpliendo con estas reglas, el chela aceptado podrá hacer un segundo año de madrinazgo y podrá entrar en vibración preparatoria para ir preparándose si su deseo en un futuro es de ser instructor.


Stella Maris

Grupo “Río de Luz”